11 de julio de 2011

El Mismo Perro con Distinto Collar

Javier Andrés García


La verdad es que yo no tengo nada en contra de la política, como mucha gente se empeña en criticarme. Simplemente es que en muchas ocasiones abusan de nosotros tocándonos mucho los... ¡la moral!


Hace unos días se celebró un Congreso a puerta cerrada en el que los principales líderes del PSOE se reunieron para decidir “abiertamente” quién debía ser el candidato a las elecciones generales del 2012.
Díganme ustedes, si vais a un congreso en el que asisten 40 personas y te dicen: “Así a mano alzada, que levante la mano quien no quiera que el 'elegido' sea Rubalcaba” ¿Quién es el valiente que levanta la mano?
Los medios de comunicación tenían claro que no se había presentado ningún candidato más a las elecciones, pero días antes pudimos ver gente que SÍ quería presentarse en unas elecciones donde todos los socios pudiesen votar a su candidato de partido libremente. ¿Hablamos de unas elecciones “a dedazo”? Qué cosas digo, ¿verdad? Son solo paranoias, no me hagáis caso.


Alfredo Pérez Rubalcaba, hijo de un piloto de aviones del bando fascista en la Guerra Civil Española y nieto de un adepto a la Segunda República, se abre camino, cada vez más, en la “democracia”.
De esta familia tan... ¿indecisa? nació Doctor en Química, se afilió al PSOE y llegará a ser, si los españoles quieren, el próximo Presidente del Gobierno de nuestra querida España. ¡Claro que sí, campeón! Si Pepiño consiguió llegar a Ministro de Fomento siendo bachiller, tú vas a ser el Rey de España, ¡nunca mejor dicho! Qué cosas digo, ¿verdad? Son solo paranoias, no me hagáis caso.


Hace unos días leí este titular en un periódico impreso: “Rubalcaba ha decidido apropiarse el movimiento 15-M”. Me hace mucha gracia este titular. Precisamente esto es lo que queremos cambiar: una clase política, que sea del color que sea, no se autoelijan ellos mismos. Creo recordar que el Movimiento 15M tenía el lema: “Democracia Real YA”. Si Rubalcaba ha sido elegido “a dedazo”, entonces vamos para atrás, ¡como los cangrejos!


¿Quieren saber mi opinión acerca de esto? Me da vergüenza que la clase política haya “hecho suyo” un movimiento popular que todavía no se ha visto satisfecho.


Cada vez que veo los plenos de los miércoles en el Congreso de los Diputados me río por no llorar. ¿Pero cómo nos va a representar una clase política que se dedica a aplaudir o abuchear, depende del lado que ocupen en el Parlamento; las medidas para salir de la crisis, para paliar el excesivo aumento del petróleo, para solventar los graves problemas de la ciudadanía...? Si verdaderamente nos representasen, no harían de los plenos un patio de colegio en el que lo único que importa es lo que dice uno para que el otro le descalifique. Qué cosas digo, ¿verdad? Son solo paranoias, no me hagáis caso.


El título del artículo lo dice todo. La política en nuestro país deja mucho que desear, pero todavía deja más que desear la democracia. Mi consejo: Afíliense a un partido político. Si sabéis utilizar la lengua (para hablar) podréis llegar a ser Ministro/a de Fomento o, incluso, Presidente del Gobierno.


La política es populismo, pero no un populismo barato, sino uno muy caro que todos los españoles tenemos que mantener con nuestros impuestos. Y es que... qué cosas más raras digo, ¿verdad? Son solo paranoias, no me hagáis caso.


¡Españoles, sed felices, mientras os dejen!

0 comentarios:

Publicar un comentario