24 de junio de 2014

LA REVISTA EL JUEVES (AUTO) CENSURADA

@LestrangEnfant

El Jueves, la revista considerada por muchos como la más polémica y crítica con la política española, sufrió recientemente la censura a causa de una portada crítica sobre la abdicación del Rey. Solo que, a diferencia de lo que ocurrió en 2007, la decisión no vino de la Audiencia Nacional sino de la empresa a la que pertenece la publicación.

El miércoles 4 de junio, la revista no se publicó como estaba previsto (a pesar de su nombre, El Jueves sale a los quioscos los miércoles). La publicación salió al día siguiente, sin embargo, su portada no era la anunciada en las redes sociales: un dibujo de Manel Fontdevila que mostraba a Juan Carlos cediendo una corona sucia y maloliente a su hijo Felipe. En su lugar, aparecía la portada que se había dibujado antes de conocerse la noticia de la abdicación, con una caricatura de Pablo Iglesias siendo criticado por varios políticos. En el interior, sí que se hablaba de la noticia; en la sección “La Guillotina” Isaac Rosa criticaba al Rey, al igual que lo hacía la editorial. La reacción en los seguidores de la revista fue inmediata. La duda: ¿Se trataba sido una orden externa o una bajada de pantalones de El Jueves? ¿Censura o autocensura?
La decisión de cambiar la portada fue de la editorial RBA. 60.000 ejemplares que ya se habían impreso con la portada prohibida fueron destruidos. Como consecuencia, ocho colaboradores de El Jueves, entre ellos Albert Monteys, ex-director de la publicación, dimitieron de sus cargos en la revista. Publicaron la noticia en Twitter y en sus respectivos blogs, explicando sus motivos.

“Hay tanta dignidad en los que nos vamos como entre los compañeros y compañeras, autores, redactores etc que se quedan a batallar la revista en condiciones ahora muy duras... ¡El Jueves sigue siendo un oasis en el quiosco, pese a todo!” decía Monteys en una viñeta en la que explicaba “su versión de los hechos”
No se sabe exactamente cuál fue el motivo que llevó a RBA, grupo editorial que posee revistas como National Geographic España, Semana y Saber Vivir, a prohibir la publicación de la portada. En una entrevista para Eldiario.es, Manel Fontdevila explicó que en 2007 la empresa no había tenido problema alguno con la polémica portada de los príncipes, sino todo lo contrario; pero que desde entonces RBA había cambiado bastante y no respetaba la independencia de la revista. “No entiendo la decisión. En el interior de la revista dicen que pongamos lo que queramos, es simplemente en la portada. Silencian la foto en el quiosco, aunque por dentro digas las barbaridades que quieras.”
Para poder desahogarse a gusto y quitarse 'la espinita clavada'  los dibujantes que dejaron El Jueves han publicado por su cuenta una revista satírica sobre la monarquía y la abdicación del rey, Orgullo y Satisfacción, que salió a la venta online con motivo de la proclamación de Felipe VI editada por ¡Caramba! El cómic digital ha tenido un gran éxito, con más de 30.000 ejemplares vendidos.
Imagen: Albert Monteys
Por su parte, El Jueves tiene una nueva portada sobre la Monarquía, esta vez con Felipe VI ya coronado; pero es mucho más suave y respetuosa. Después de todo lo sucedido, la revista ha quedado con una muy mala imagen y no deja de ser criticada en comentarios por muchos de sus lectores.
Resulta evidente que, por censura o por auto-censura, la libertad de expresión no es posible a menos que se recurra a Internet y que la Casa Real en especial resulta una importante traba para este derecho. Tampoco se permitió durante el desfile real que se mostraran banderas republicanas. Da la impresión de que tiene que parecer, cueste lo que cueste, que la Monarquía es aceptada por todos los españoles y esto es muy poco, o nada, democrático.


3 comentarios:

Anónimo dijo...

La libertad de expresión esta bien, siempre y cuando no se falte al respeto. Es decir... en la coronación de Felipe VI mostrar banderas republicanas es muy parecido a ir al Bernabeu a un partido del real Madrid con una camiseta del Barcelona y gritar "visca barça".

Por poder se puede hacer, pero seguramente salgas muy mal parado, por considerarse un gesto de desafío y provocación.

Bizarre Enfant dijo...

Anónimo: expresar una opinión no me parece una falta de respeto, precisamente la libertad de expresión viene de la pluralidad de opiniones, hay que aceptar que existen más posiciones que la tuya.
El que se lo tome como una provocación y responda mal, tiene muy poco espíritu de pluralidad y democracia.
Y aunque lo consideren "una falta de respeto" sigue sin ser motivo para prohibirlas (en la Constitución no se contemplan las faltas de respeto como límite a la libertad de expresión)

Anónimo dijo...

Personalmente no me parece una falta de respeto mostrar un símbolo republicano o ir al Bernabeu vestido del Barça, es provocar, pero de ninguna forma te están llamando delincuente o señalandote el camino con el dedo corazón.
En cuanto a la portada, es humor y hay que tomárselo como tal, si la Corona o quien sea cree que es una falta de respeto, que lo denuncie tal y como hizo en anteriores ocasiones y si el juez, así lo decide, retire la publicación.
Otra cosa es lo de faltar al respeto, que si es delito, ya que en la definición de esta palabra está el honor, algo que nadie creo que pueda ver aceptado en estos casos, aunque aparezca como límite de la libertad de información en el art.20 de la CE.
Por cierto aceptar en estos momentos o en cualquiera la corona de un país, es como recibir un buen saco de mierda, eso sí a gastos pagados.

Publicar un comentario