12 de noviembre de 2014

EL RACISMO EN ÁFRICA Y SU EXPANSIÓN MUNDIAL

Begoña Bernáldez

África, es un continente de Tercer Mundo formado por 54 países. La inmensa mayoría están en vía de desarrollo debido a causas políticas, económicas y sociales, a las que se le suman, en un segundo plano, desventajas climáticas, topográficas y demográficas. Estos datos han sido superados años atrás en todo el mundo o en gran parte de él, exceptuando las zonas más deprimidas de América Latina.



Los datos de los países africanos que muestran este atraso económico y social respecto al resto de continentes deberían ser eliminados, ya que actualmente en el siglo en el que vivimos disponemos de medios suficientes para ello. Algunos datos que marcan el subdesarrollo son: el avance de los medios tecnológicos, el acceso a servicios sanitarios, los ingresos…



Data from World Bank

Todos estos inconvenientes, han causado el racismo como tendencia en gran cantidad de países, y llevada a cabo por un inmenso número de habitantes a nivel global, ya que, África es discriminado socialmente por no poder tener los mismos medios que el resto del mundo, lo que les hace 'diferentes', y así ha sido creada la división entre la raza de color y la raza blanca desde años atrás.
 
El racismo, el cual conlleva la inferioridad  de la raza negra y el maltrato hacia ésta, debe ser eliminado. Sudáfrica en cambio, superó de mejor manera el racismo gracias al primer presidente tras el fin del Apartheid, Nelson Mandela. A pesar de esto, la tendencia racial sigue vigente en el presente.

Gracias a la gran cantidad de asociaciones y organizaciones como la ONG (Organización No Gubernamental), integradas por personas voluntarias, países de África reciben cada día, aunque en pequeñas cantidades, recursos alimenticios, recursos médicos y dinero, que les ayuda a superar la dura supervivencia. Miles de personas, y cada vez más, donan a estas organizaciones cantidades mensuales de dinero que invierten en medios necesarios para combatir contra la pobreza y la muerte, y son trasladados posteriormente a África, o apuestan por la adopción.

Miles de manifestaciones se suceden cada día, aclamando la libertad humana.  Además, relacionarse con personas de distinta raza permite adoptar una riqueza cultural no propia de nuestro país de origen, y sobre todo, disipar pequeñas guerras propiciadas por esta tendencia llamada racismo.



"EL FASCISMO SE CURA LEYENDO, EL RACISMO SE CURA VIAJANDO" (Miguel de Unamuno)

0 comentarios:

Publicar un comentario