16 de noviembre de 2015

EL TERRORISMO NO ES UNA RELIGIÓN


Hace tiempo que quería escribir acerca de los musulmanes. Musulmanes, que no árabes, recordando que estos últimos son solo una etnia, por lo que, lógicamente, se puede ser árabe y no musulmán. Pues bien, que mejor momento para referirnos a los musulmanes que tras el terrible atentado parisino. 
Flores por víctimas de atentados en París - wikipedia.com

No cabe duda, y todos estaremos de acuerdo, en que lo acaecido en París este último fin de semana ha sido una auténtica tragedia a la par que uno de los peores atentados en Europa. Tras 129 muertos y más de 300 de heridos en 8 ataques terroristas en diferentes lugares del centro de Francia toda España estaba temblando. No sé muy bien por qué temblábamos, si por miedo a una tercera guerra mundial, si por las familias de todos los fallecidos o por si el siguiente atentado iba a suceder aún más cerca de nosotros. Y no hay muchas más posibilidades de que sea cerca. Tenemos miedo de un atentado en España

Todo esto es normal, es duro ver las imágenes y vídeos de gente inocente tratando de sobrevivir, corriendo y luchando por salvarse a sí mismos y, si daba tiempo, a quien podían. Sin embargo, cuando ocurre un atentado como este, la gran pregunta siempre es ¿quiénes han sido los atacantes? Desde el principio los indicios apuntaban a la realidad: ISIS

A partir de ese momento multitud de gente atacó a todos los musulmanes y, por lo consiguiente, a toda la religión islámica, y como éramos pocos, a todos los árabes. Qué más da, si son todos iguales. 
La ignorancia acerca de esta religión es desmesurada. Repito que no todos los árabes son musulmanes y, al margen de esto, no todos los musulmanes son terroristas. No señores, hay musulmanes benévolos, que no apoyan la guerra, que están conmocionados por el terrorismo mundial, hay musulmanes, muchos más de los que podéis pensar, que son personas con corazón, como vosotros.

El terrorismo islámico atenta contra Europa y esto resulta inadmisible, pero, al menos, todos nos enteramos y, aunque no podamos hacer nada, nos volcamos con el hecho y “sufrimos” por ellos. Pero cuando el atentado ocurre en un país árabe donde la mayoría de su población es musulmana nadie se lleva las manos en la cabeza. Cuando se cargan mezquitas, y hablamos de templos de su misma religión, nadie pasa horas en frente de la televisión enterándose de lo ocurrido, porque ni siquiera nos lo cuentan.
Ciudad de Damasco - anticapitalistas.net

Ellos también sufren en sus países, porque también viven con cuidado, pudiendo ser igual de víctimas que nosotros, pero con los medios de comunicación colocando las cámaras en otro lado. Y es que también hay españoles, franceses o portugueses que pasan su vida matando otra gente y nadie confunde o relaciona cristianismo con terrorismo. ¿Por qué hemos de pensar que todos los musulmanes atentan contra nosotros?

Recordemos que quienes matan son las personas, no las religiones.


0 comentarios:

Publicar un comentario